Millanel Cosmetica Publicidad
Rugby Show

Sudáfrica logró un trabajoso triunfo ante Inglaterra

Con un gran segundo tiempo, Sudáfrica se impuso por 22-17 a Inglaterra, en Durban, se quedó con el primer partido de la serie de tres que disputarán ambos equipos y estiró su racha invicta ante el seleccionado de la Rosa, que no logra vencer a los Springboks desde 2006.

Pero no le fue sencillo al dueño de casa llegar al desenlace esperado. Debió batallar más de la cuenta para visitar el ingoal inglés y se encontró con un rival que, además de mostrarse sólido en defensa, proponía un juego dinámico, buscando cambiar golpe por golpe. El encuentro, así, ganaba en interés e intensidad, aunque el marcador no se moviera demasiado.

En esa mitad inicial, la responsabilidad fue toda de los pateadores: Morne Steyn y Owen Farrell acertaron dos penales por lado y así el parcial se cerró con el tanteador igualado en seis.

Entonces, lo dicho: el complemento mostró al conjunto sudafricano mucho más decidido y con una actitud que arrinconó contra su ingoal a los europeos. Y lo que en la primera parte no habían podido en 40 minutos, en el segundoo tiempo los Boks lo lograron en seis: Jannie du Plessis fue para adelante, Pat Lambie aceleró y quedó a centímetros de apoyar y tras una buena apertura, el propio Steyn se zambulló en el ingoal.

Con la ventaja, la tendencia se mantuvo; los Springboks fueron por más y lo consiguieron: una vez más la explosión se generó por la banda derecha y el que anotó esta vez fue Jean de Villiers.

Ante la diferencia que por entonces era de 10 puntos, la Rosa intentó reaccionar y en una de las únicas pelotas limpias que tuvo para jugar en ese pasaje del partido, se plantó en las 22 de Sudáfrica y estuvo cerca del try. Pero prefirió ir a lo seguro y descontó a través del pie de Farrell, que unos minutos más tarde repetiría la fórmula para dejar las cosas 16-12.

No obstante, la brecha en el juego se mantuvo y, sin demasiado esfuerzo, los Boks volverían a traducirla en el marcador, con otros dos penales de Steyn que sentenciaban la suerte del encuentro. Para el final, quedaría una buena incursión colectiva de la visita, que culminó con palomita de Ben Foden y bautismo de try para la Rosa en Sudáfrica.

No habría tiempo para más. Los Springboks cumplieron su parte y festejaron ante su gente. Inglaterra redondeó un partido con buenas intenciones, pero muchas irregularidades. ¿Cómo sigue la serie? El 16, en Johannesburgo, y una semana después, en Port Elizabeth.

Sintesis:

Sudáfrica: 15 Zane Kirchner, 14 JP Pietersen, 13 Jean de Villiers, 12 Frans Steyn, 11 Bryan Habana, 10 Morné Steyn, 9 François Hougaard, 8 Pierre Spies, 7 Willem Alberts, 6 Marcell Coetzee, 5 Juandré Kruger, 4 Eben Etzebeth, 3 Jannie du Plessis, 2 Bismarck du Plessis, 1 Tendai Mtawarira.
Ingresaron: 16 Adriaan Strauss, 17 Coenie Oosthuizen, 18 Flip van der Merwe, 19 Keegan Daniel, 20 Ruan Pienaar, 21 Patrick Lambie.
Suplentes: Wynand Olivier

Inglaterra: 15 Mike Brown, 14 Chris Ashton, 13 Manusamoa Tuilagi, 12 Brad Barritt, 11 Ben Foden, 10 Owen Farrell, 9 Ben Youngs, 8 Ben Morgan, 7 Chris Robshaw (capt), 6 Tom Johnson, 5 Geoff Parling, 4 Mouritz Botha, 3 Dan Cole, 2 Dylan Hartley, 1 Joe Marler.
Ingresaron: 16 Lee Mears, 17 Paul Doran-Jones, 18 Tom Palmer, 19 Phil Dowson, 20 Lee Dickson, 21 Toby Flood, 22 Jonathan Joseph.

Tantos para Sudáfrica:

Tries: Morné Steyn, Jean de Villiers
Penales: Morné Steyn (4)

Tantos para Inglaterra:

Try: Ben Foden
Penales: Owen Farrell (4)

Fuente: Scrum
Foto: Getty Images

Sociabilizá, compartí!

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *