Millanel Cosmetica Publicidad
Rugby Show

Don Torcuatro esta de fiesta: Hindú Tetracampeón!

El elefante de Torcuato se consagró campeón del Nacional de Clubes por cuarta vez consecutiva tras un sólido y contundente triunfo ante Newman por 25-0.

Los de camiseta amarilla y azul dominaron el encuentro de punta a punta, se hicieron protagonistas desde el minuto cero y fueron consistentes en defensa para doblegar a un Newman que poco pudo hacer. Supremacía a lo ancho y largo de Argentina para Hindú, que agiganta cada vez más sus estadísticas.

Misma final que en 2015, con algunas diferencias y una similitud. Aquella vez fue en territorio Cardenal, con Tito Díaz Bonilla como principal protagonista en un agónico 27-25.

Esta vez el escenario fue Vélez, en una particular doble jornada, post partido de Jaguares ante Stormers; Tito estaba presente, pero desde afuera, ya que había disputado 8 minutos en la victoria de la franquicia argentina ante los sudafricanos; el resultado, lapidario. ¿La similitud? Hindú campeón en ambas ocasiones.

El Elefante fue amplio dominador del encuentro y doblegó a Newman desde el inicio. Con posesión de pelota, los de Torcuato fueron eficaces e inteligentes en cada ataque, sumando puntos cada vez que cruzaron la mitad de cancha y aplicando con criterio el uso del pie.

Los forwards dominaron en todas las formaciones fijas y móviles e impusieron condiciones físicas, mientras que los backs hicieron ancha la cancha y con un traslado dinámico de la pelota mostraron su mejor repertorio ofensivo, quebrando constantemente la línea de defensa.

Cuando los de camiseta bordó intentaron atacar, los capitaneados por Delguy se afianzaron en una gran defensa, punto de partida clave por el cual ganaron varios metros.

Santiago Fernández fue la figura excluyente del partido. Criterioso para usar el pie, rápido y preciso en la conducción y efectivo a la hora de patear a los palos fueron los puntos más destacados que mostró el 10, uno de los mejores jugadores a lo largo de la temporada.

Para Newman, fue todo lo contrario. Fue dominado en cada punto de contacto por los delanteros de Hindú e impreciso cuando intentó jugar en territorio rival. Gutiérrez Taboada no estuvo certero a los palos, pero en los 80 minutos fue de lo mejor para los de Benavídez.

Hindú marca una vez más la supremacía no solo en Buenos Aires, sino también en Argentina. Cada año reafirma que está hecho para jugar finales y demuestra que el resultado y el rendimiento en partidos previos se dejan de lado.

Sólido para defender, de gran repertorio para atacar, con un gran rendimiento a lo largo del torneo. De esta forma, Don Torcuato dice una vez más campeón.

 

Por: Julián Isella
julian@rugbyshow.net
Fotos: UAR

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *